Poema: Admitir la derrota no es tan fácil

Recapacitar

Admitir la derrota no es tan fácil

reconocer error

Admitir la derrota no es tan fácil,
encontrar la memoria
como un resto tan sólo por salvar,
y entregar el futuro
en otras manos,
es ponerse en la piel luz de mercurio
y abdicar de la prisa en tiempo muerto.

Pasar a ser silencio transitable,
amueblado favor
de un fondo de pared
y esperar que la muerte te desgaste
es un lento ejercicio de paciencia.

Podría ser distinto si estuvieran
los troncos más hundidos en lo intacto,
si al perderse la luz
hubiera indicios
de vida en las raíces de lo incierto.

Pero ignoras quién hizo las preguntas,
quién forma el tribunal
y en qué conceptos
la pena capital es ser ya nadie.

Admitir la derrota no es tan fácil,

¿puede el ala volar
si ha muerto el aire?

Juan José Alcolea Jiménez.

Del libro “Cuando los nombres estén dados”.

Premio “Pastora Marcela” 2012 en Campo de Criptana.

You may also like this

12 marzo 2019

Poema: Soliloquio de sábado en el puerto

<!-- wp:heading {"level":1} --> <h1>SOLILOQUIO DE SÁBADO EN EL PUERTO</h1> <!-- /wp:heading --> <!-- wp:paragra

admin
10 marzo 2019

EL HOMBRE Y EL ÁRBOL.

<img class="alignnone wp-image-611 size-full" src="http://editorialbellasletras.com/wp-content/uploads/2017/06/El-hombre-y-el-árbol

admin
07 marzo 2019

Poema: Nunca será luz

<!-- wp:heading {"level":1} --> <h1>NUNCA SERÁ LUZ</h1> <!-- /wp:heading --> <!-- wp:paragraph --> <p>

admin

Leave Comment