Poema: Morir a cada instante

túnel

MORIR A CADA INSTANTE

Instante maravilloso

“esa mujer que duerme en su propia tristeza
y la que ahora se ha puesto de pie
en los alrededores de la duda.”
Ana Garrido.

Morir a cada instante,
alzar en cada muerte una pregunta,

dejar en los sudarios inconclusos
las trazas del dolor,

buscarle a tientas costumbres a la luz,

como si nadie
hubiera insinuado aún nuestra sombra,

como si todo
se fuera a reinventar en nuestro nombre.

Y no llegar hasta después de tarde,
la boca azacanada por la lluvia,

los ojos desterradamente abiertos,
el tacto humedecido, y, en la lengua,

las huellas de una voz,
algunos versos
y el canto de los bosques aprendidos.

Juan José Alcolea.

Del libro «Cuando los nombres estén dados».

Premio «Pastora Marcela» 2012 en Campo de Criptana.

You may also like this

29 julio 2021

Escucho la voz sacerdotal

<!-- wp:heading --> <h2>Escucho la voz sacerdotal.</h2> <!-- /wp:heading --> <!-- wp:paragraph --> <p>Escucho la

admin
27 julio 2021

Bebo para olvidar

<!-- wp:heading --> <h2>BEBO PARA OLVIDAR.</h2> <!-- /wp:heading --> <!-- wp:paragraph --> <p>Deambulé por bares

admin
22 julio 2021

Despertar, sin dormir apurado

<!-- wp:heading --> <h2>Despertar, sin dormir apurado.</h2> <!-- /wp:heading --> <!-- wp:paragraph --> <p>Es la m

admin

Leave Comment